La aromaterapia contra resfriados y catarros

Hoy en tu blog de salud vamos a hablar de la aromaterapia en difusión puede ser un gran aliado apra combatir contra las bacterias presentes en el aire, por lo que ayuda a no propagar infecciones.

 Aceites esenciales y la eficacia de la aromaterapia

Los aceites que tienen fuertes propiedades astisépticas y anti-infecciosas y, según un estudio británico que fue realizado en Manchester Metropolitan University. Pueden eliminar hasta el 90% de elementos perjudiciales en el aire.

Algunos aceites efectivos son el de limón, el eucalipito radiata, o el árbol de té, su eficacia se debe a que los aceites esenciales son compuestos complejos de moléculas aromáticas se combinan en una sinergia. Así, son capaces de combatir una gran variedad de gérmenes patógenos como las bacterias u hongos.

Cómo actúa contra los virus la aromaterapia

Cuando un virus penetra y se extiende por el organismo se clava en las células sanas impidiendo que el sistema inmunitario lo localice y le ataque. Los aceites esenciales en difusión hacen que los miles de receptores de las fosas nasales capten esas partículas de las esencias, que destruyen la membrana del virus, y permiten que el sistema inmunitario desarrolle las defensas especificas para desarrollar anticuerpos y resistir con eficacia los ataques de los virus.

Recomendaciones para elegir la esencia

  1. Niaulí (Melaleuca quinquenervia): energizante, antibacterias y antivirus. Estimula las defensas
  2. Mandravasarotra o Saro (Cinnamosma fragrans): para períodos de epidemias virales contagiosas: contipados, catarros, infecciones ORL, gripes. Estimula las defensas
  3. Abeto negro (Picea mariana): Combate el cansancio. Expectorante, antitusígeno, antibacteriano.
  4. Palo de Hô (Cinnamomum camphora CT linalol): muy adecuado para infecciones contagiosas pediátricas.  Ayuda a calmar y conciliar el sueño.  Infecciones pulmonares y ORL.
  5. Árbol de té (Melaleuca alternifolia): antsiéptico y purificante. Contra infecciones bucales y ORL, período epidemias contagiosas invernales
  6. Limón (Citrus lemon): limpia el aire y aumenta las defensas del organismo. Potente antiséptico,  antibacteriano y antivírico.
  7. Eucaliptus radiata (Eucalyptus radiata): Descongestiona las vías respiratorias. Resfriados, y constipados y catarros. Muy bien tolerado por los niños.
  8. Ravintsara (Cinnamomum camphora): estimula las defensas. Período epidemias contagiosas invernales, es uno de los AE más potentes contra los virus del invierno y para limpiar atmósferas con pacientes de riesgo como bebés, embarazadas y personas mayores.

 

 

 

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *