Ondas de Choque como tratamiento para la disfunción eréctil

La incapacidad de erección en el hombre, puede ser uno de los problemas que más destruye psicológicamente a los jóvenes y adultos que sufren esta situación. Pues no poder mantener relaciones sexuales completas y satisfactorias puede ser motivo de ira y depresión.

Los motivos de disfunción eréctil, suele deberse en la mayoría de casos, a un problema de origen cardiovascular. Donde el individuo podría ya tener indicios como hipertensión, diabetes, colesterol, etc.

 

ONDAS DE CHOQUE EN LA DISFUNCIÓN ERÉCTIL

Cuando el motivo de la disfunción es cardiovascular y no otro, debemos inducir la regeneración y formación de vasos nuevos. La terapia de ondas de choque de baja intensidad, puede ser uno de los nuevos tratamientos que más efecto positivo está ofreciendo a los pacientes.

La onda de choque de baja intensidad se aplica en los vasos sanguíneos mediante aplicación de ondas sonoras no dolorosas, lo que estimula en tratamientos de 30 minutos la activación de angiogénesis, o sea, nuevos vasos sanguíneos, lo que se traduce a una mejor capacidad para trasportar sangre y por lo tanto tener una mejor erección y funcionalidad.

Un tratamiento que amplifica los resultados de las ondas de choque, es el inyectar Plasma Rico en Plaquetas (PRP) que se inyectará en los cuerpos cavernosos para potenciar el tratamiento.

 

CONSEJOS PARA EVITAR LA DISFUNCIÓN ERÉCTIL

A continuación, una seria de recomendación para evitar la disfunción eréctil.

  • No consumir drogas o/y esteroides. Ya que puede descontrolar los niveles hormonales.
  • Evitar el sobrepeso y la vida sedentaria.
  • Controlar los hábitos alimenticios y la comida industrializada e hipercalórico.
  • No fumar.
  • Bajar el estrés, descansar más.
  • La apnea del sueño está fuertemente relacionada con la disfunción eréctil, al igual que las arritmias.
  • No consumir pornografía con demasiada frecuencia, a veces idealizamos nuestro encuentro sexual con un referente equivocado como lo es el porno, y distorsiona qué es el sexo en la vida real y a nuestra pareja.
  • Pedir a tu pareja lo que necesites para llegar al clímax. A veces la poca comunicación o el miedo a expresarse implica problemas mayores a la hora de tener relaciones sexuales.
  • Consultar al médico, o si es por motivo psicológico. Hay terapeutas especializados en este tema, se conoce como sexología. Dar el paso y pedir cita puede ser el principio de resolver el problema.

Poco a poco la ciencia y el avance tecnológico podrá acabar con esta afección al 100% que a tantos hombres en el mundo le preocupa.

 

 

 

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *